webcams porno webcams porno webcams porno



Pulsa en la foto
Miriam - 19 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real



Pulsa en la foto
Vanesa - 22 anos
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Pulsa en la foto
Lorena - Edad 19
 
webcam amateur
Conexion desde su casa
"Imagen real"


Relato: Especialmente... frustrado!


 


Relato: Especialmente... frustrado!

  

Admiro profundamente los monólogos del club de la comedia,
si, son los clásicos textos que no provocan carcajadas sino que levantan una
sonrisa en el oyente o espectador. Y porque no reconocerlo, alguna que otra
sonora risotada. Yo, me siento totalmente incapaz de algo asi, no, esto de
convertir un texto en texto de risa pues como que no va conmigo, implica la
premeditación de generar algo humorístico y claro, a mi, así, no. Basta que sepa
cual ese debe ser el resultado para que sufra un colapso inmediato!!!


Lo curioso es que en mi vida esta premisa no solo se ciñe a
lo que el tema humorístico se refiere. En el sexo me ocurre lo mismo, basta que
me digan que tiene que ser "especialmente" magnético, "especialmente" romántico,
"especialmente"... lo que sea para que se convierta en un fracaso
"especialmente" inolvidable.


Todavía recuerdo la primera vez que subí a un chico a mi
casa. Está claro que esa es una de las ocasiones que se convierten en un
"especialmente". Si, porque el fallo estuvo en que lo supe con una semana de
antelación. Mis padres iban a ir a visitar a unos familiares a otra ciudad, yo
estaba de exámenes en la universidad, lo cual me disculpaba de cualquier
compromiso que pudiera distraerme del objetivo de la responsable estudiante. Me
pase siete días planeando la cita. Yo tenía 18 años y él era uno de esos
compañeros universitarios con los que compartes apuntes y lo que surja...


Pensé que por primera vez en mi vida iba a tener sexo en unas
condiciones decentes (si, lo del coche, ascensores, probadores y demás tiene su
gracia a partir de los 35, cuando estás aburrido ya de tu propia casa, aunque
claro ahora uno no se independiza hasta esa edad, lo cual ... traslada la edad a
los 40), bueno el caso es que cuando eres más joven de lo que empiezas a
cansarte es del riesgo, de los lugares públicos, parques, coches.


Arturo me resultaba especialmente atractivo y el jueves por
la noche cuando salimos el grupo de amigos a tomar unas copas le dije que si le
apetecería el sábado venir a mi casa a cenar. Él aceptó y mi la entrepierna no
paró de palpitarme hasta la mismísima noche.


No soy experta cocinera, pero en ese afán femenino por
convertir una velada en inolvidable parece que intenté el más difícil todavía.
La cena, adquirió un color y sabor indescriptible, el libro de "Cocina del
mundo" creo que era demasiado avanzado para mi nivel, que fuera de las
salchichas en esa época cualquier cosa me quedaba grande...


Mi fantasía era pasearme desnuda ante su mirada, debéis
entender la situación, durante mi escaso tiempo de relaciones sexuales mis
mejores amigos y vouyers fueron los arbustos que se me clavaban en la rabadilla,
junto con los mosquitos que zumbaban en mi oído. ..


Él venía como una moto, nada más dio el primer bocado al
intento de cus-cus (salchichas no iba a preparar, hubiera resultado demasiado
explícito, así que arriesgué) su nariz se frunció y a pesar de intentar simular
una sonrisilla de "ummm, que bueno" su mirada decía " pero que coño es
esto?"
... Si, sé que era lo que decía, eso de compartir apuntes y lo que
surja te permite analizar a la perfección los gestos del contrario...


Pero no paso nada, porque en seguida supo enmendar ese gesto
incontrolado acercándose a mi para besarme... Uff, en ese momento me hubiera
puesto como una loba a desnudarme, desajustes hormonales de la juventud...


Nuestras lenguas se juntaron, y no recuerdo en mi vida un
beso tan acelerado. Me dio hasta un poquito de agobio, porque mientras cerraba
los ojos me parecía soñar con una hormigonera que da vueltas sin cesar
removiendo todo el hormigón... sentí hasta el sabor a brea en el paladar ( pero
creo que eso era el cuscus)


Sus manos se aceleraban y con ansiedad enredo sus dedos en mi
camiseta de tirantes ... ya lo veía, esa noche, si, esa si iba a ser
"especialmente".... siiiiiiiiiii...


Sus manos en mis pechos desnudos y sus dientes clavados en la
piel hasta casi dejarme las marcas. Creía que iba a volverme loca allí mismo.
Por fin podía ver la cara de Arturo, la luz del salón me dejaba observar por
primera vez en mi vida con nitidez mi cuerpo desnudo entre sus mandíbulas...


Me dejó sin ropa, mientras el seguía casi impecable ( eso si
,con el estómago vacío) a mi vera... Se quedaba segundos mirándome con
detenimiento hasta enrollar mis piernas a su cuello y clavar sus ojos entre mis
dos labios genitales. Esa imagen recuerdo que a mis 18 años debió ser la que me
llevó a la perversión eterna, todavía hoy creo que puedo sentir sus jadeos
anhelantes clavándose en mi clítoris...


La verdad que no me dejó tiempo a hacer nada de lo que tenía
en mi mente. Llevaba siete días maquinando atarle a la silla tumbado en el
suelo, hasta me había ido a por la nata montada, quería sorprenderle, seguro que
a sus 18 tampoco nadie le había hecho nada similar. Pero Arturo era demasiado
Arturo, como caballo desbocado le ví sacar de la cartera un preservativo...


Cuando vi el color del envoltorio me vi con mellizos en la
orla de la universidad. Estaba descolorido, probablemente hasta caducado,
intenté decirle que mejor lo dejábamos, ni siquiera se leía con nitidez las
letras de la marca... desabrochó los botones del pantalón y sacó entre la tela
su sexo... Ahí estaba mi almirante, si señor!!! No importaba ya que el traje
tuviera polillas, la inconsciencia de la juventud me empujaba a quererlo dentro
ya.... a la orden de "ar"!! Comencé la caricia a sus testículos y pensé que no
estaría mal añadirle un toque fantástico al incómodo momento.


Una vez abierto el envoltorio intenté hacer el mito de poner
el condón con la boca... pero siento deciros que eso es un mito!!!! Era
imposible... el almirante se fue convirtiendo en cabo y acabó como un niño el
día de su primera comunión...


Bastó con dejarlo en su mano mientras le besaba con
delicadeza y dedicación su adormecido sexo, en cuestión de minutos las venas
parecían querer llevarme de nuevo a filas... Me tumbó bocabajo y con decisión
invadió mi territorio... creí que estallaba de placer. Las rodillas, se clavaban
en la moqueta mientras él embestía con fuerza gritando cosas inteligibles... era
genial! La ansiedad y falta de experiencia quizá cortaron las alas a algo que
podía haber sido mucho más, pero lo cierto es que los dos, probablemente
sobreestimulados por lo que nuestras cabezas habían imaginado los días atrás
llegamos al orgasmo de forma bastante rápida...


Me desplomé en el suelo, sudorosa y con un hambre de mil
demonios. El olor de especias de ese "extraño cuscus" se había mezclado con el
de sexo y todo resultaba "especialmente" turbador....


Sentí como salía de dentro de mi, y mientras despegaba su
vientre de mis nalgas se me escapó una especie de "uauuuu"...



Nada contestaba él, se quedó mudo. Me giré para ver que hacía
y le encontré de rodillas mirándose la diminuta polla ( en reposo) con ojos de
ido. " Se puede saber que haces?"... Me miró y volvió a bajar la
mirada a su sexo...


Tardé dos segundos en reaccionar.... "joder, joder"
joder!!!
!" No paraba de repetir la maldita palabra con cara de mal humor,
empecé a corretear por el salón nerviosa... "Dónde está el puto condón?"



Se había quedado al calorcito del erotismo femenino, ahí,
albergado en mi interior... Era la una de la madrugada y él intentaba calmarme,
los dos desnudos en ese estado éramos lo más lejano a algo atractivo... Ya veía
a los mellizos en la orla, los veía... probablemente con la antigüedad del
maldito preservativo podía haberse hasta desintegrado...



"Tranquilízate"- me dijo-," vamos a sacarlo"...
Diossss, ese "especialmente" de nuevo volvía a torcerse. De pronto me vi tumbada
con una pierna sobre un sillón y la otra sobre otro, y lo que antes era
irresistible ahora se convertía en unos dedos torpones que inspeccionaban mi
interior pellizcándome sin dar fruto, y unos ojos clavados en mi sexo con mirada
científica... insoportable!. Totalmente ridículo... Me puse en pie, rodillas
flexionadas y abiertas, las yemas de los dedos lo rozaban , pero se me rebelaba,
los dedos salían pringosos y nada más los acompañaba, Arturo miraba con la boca
abierta sin acertar a tener una idea mejor....


A las dos de la mañana buscábamos como locos un centro de
planificación familiar. Todo cerrado, inquieta me parecía ver un maratón de
espermatozoides aprovechando el lubricante de mi anterior excitación para
fecundar a Juanito y Pepito, los mellizos de la orla... parecía que les sentía
correr por mi vientre...


A las tres volvíamos a mi casa sin ninguna solución,
cabizbajos y agobiados subíamos por el portal. Eché las manos al bolso, y...
no... no!! Las llaves se habían quedado puestas...


Menuda patada le di a la puerta, me dejé caer y me senté
sobre el felpudo. Él se mantenía en silencio, sentí entre mis piernas que algo
resbalaba, metí la mano bajo el pantalón y salió ese pedazo de latex empapado.
Arturo levantó la vista... me miró y se empezó reír a carcajada limpia., los
nervios nos hicieron comenzar con una orquesta de risas insaciables que
intentábamos reprimir...


Está claro que no puedo planear nada, debo dejárselo a la
improvisación... todo lo que debe ser "especialmente algo" acaba siendo lo
contrario...


... Como dirían en cualquier película de no muy alta
calidad...Está historia esta basada en un hecho real:


Arturo dejó la carrera dos años después, a partir de ese día
nunca más coincidió conmigo en situación similar, hubo algún amago pero el susto
de haber estado a punto de compartir la paternidad, dormir en un coche muertos
de frio y el hambre que pasó el muchacho hizo que la química no resurgiera.


Ella ( es decir, yo) en la orla aparece en solitario, Pepito
y Juanito andan acojonando por ahí a inconscientes jovenzuelos que se olvidan
los condones en el interior de sexos femeninos.... Con respecto a mis óvulos
están protegidos de cualquier torpeza, y los espermatozoides de Arturo ... a
saber... a saber...


 



Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .



Número de votos: 0
Media de votos: 0


Relato: Especialmente... frustrado!
Leida: 20457veces
Tiempo de lectura: 6minuto/s

 





Documento sin título
Participa en la web
Envia tu relato
Los 50 Ultimos relatos
Los 50 mejores relatos del dia
Los 50 mejores relatos semana
Los 50 mejores relatos del mes
Foro porno
sexo
lesbianas
Contacto
 
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados
porno
peliculas porno gratis
videos porno gratis
telatos porno incesto
porno español
travestis
peliculas porno
zoofilia
sexo gratis
sexo madrid
chat porno
webcams porno
fotos de culos
juegos porno
tarot
juegos
peliculas online
travestis
Cocinar Recetas
porno
Curso Doblaje
It developer
porno italiano 3G gratis
olgun porno
erotische geschichten



Webcams Chicas de Misrelatosporno.com
 
Todo sobre acuarios
 
Si te gustan los acuarios, suscribete a neustro canal de youtube !!!
Pulsa aqui abajo .